25 ene. 2009

Albarakah





En una tarde de domingo como esta no puedo resistirme a hacer una pequeña reseña del lugar dónde estuve cenando ayer por la noche con motivo del cumpleaños de unos amigos, porque aún tengo el recuerdo del buen sabor de boca que me dejó, y nunca mejor dicho.El sitio en cuestión se llama Albarakah (que quiere decir bendición),es un restaurante ni muy grande ni muy pequeño, de decoración acogedora y cuya especialidad son los platos típicos de la cocina libanesa y griega.
Todo estuvo exquisito, pedimos un menú para grupos cuyo primer plato era un surtido de entrantes que fue un placer para los sentidos, una fantasía de colores y de sabores entre los que estaban el famoso humus(pasta de garbanzos con salsa de sésamo) de color crema, el muttabal(puré de berenjena asada con salsa de sésamo) de un pálido violeta, Tsatziki (Crema de yogurt griego, pepino y ajo) de color blanco,Tarama (Caviar rojo, huevos de bacalao) de un color rosa muy atractivo,Mouhamara (Pimiento rojo escalibo con nueces y aroma de ajo) de color rojizo, más falafel y algún otro manjar tradicional.

El segundo plato que yo elegí,tras una difícil elección, fue uno llamado "Exoico"(Exohikó), se trata de un plato griego que consiste en una fina masa de hojaldre rellena de cordero, queso feta(imprescindible en la cocina griega) y verdura. Venía acompañado de una suave salsa junto con un tomate y una patata asada.

El trato de los camareros fue muy amable, además amenizó la velada una bailarina de danza del vientre.

Por un momento nos dejamos transportar a otra tierra y quizás también a otra época puesto que esta cocina tiene sus orígenes ya en la antigüedad.

sin duda fue un cumpleaños diferente aunque claro es recomendable hacerlo sólo de vez en cuando porque sale un poquito más caro de lo normal pero bueno.

Para los interesados os dejo el enlace a su página Web para que le echéis un vistazo: www.albarakah.es/

1 comentario:

  1. Muchas gracias por tu recomendación. Me encanta la cocina de fusión entre oriente y occidente, y el queso feta es mi perdición, así como el falafel. A ver cuando tengo el placer de acudir :D

    ResponderEliminar

Comparte tus impresiones conmigo.